Una marca de cosméticos con mucha historia
que pone en valor la fotografía de packaging

Que una farmacia realizase sus propios cosméticos en la rebotica a principios del siglo XX era algo llamativo, pero lo era aún más que ya tuviesen su propio logotipo. La Carmela siempre ha sido una marca que ha cuidado su imagen, así como sus ingredientes. Y en la sesión de fotografía que realizamos para ellos para su venta de productos en Amazon, conseguimos aunar creatividad con ese toque de laboratorio.

La Carmela apuesta por sí misma

Como estudio profesional de fotografía, una de las cosas que detectamos enseguida son aquellos proyectos en los que las personas que están detrás apuestan por ellos, por su imagen, su estética y su manera de comunicarse con sus clientes. Cuando comenzamos con una propuesta y vemos que los clientes saben valorar el poder de una buena fotografía o vídeo, sabemos que el porcentaje de éxito para esa marca asciende exponencialmente. Y el caso de La Carmela era uno de estos.

Unas fotografías de producto limpias y equilibradas

En los packagings con formas ovaladas o curvas y acabados brillantes, es muy común encontrarnos con fotografías en las que aparecen reflejos o textos que son inteligibles por la propia forma del recipiente. Por ello, es importante saber colocar tanto los productos en la posición óptima, como trabajar con una iluminación que favorezca la lectura, así como trabajar en la post-producción lo que no ha sido posible corregir en la toma.

Realizamos fotos de bodegón de producto y packaging con fondo blanco para su ecommerce y venta en Amazon.

Composiciones a medida e integración de fotografías

Más allá de las fotografías de packaging con fondo blanco, el cliente quería integrar sus productos en ambientes y bodegones que le diesen un toque fresco y más creativo.

Realizamos una sesión exclusiva con la perspectiva e iluminación necesaria para cada fotografía y realizamos unas propuestas con texturas en 3D que presentaban tanto la frescura de los productos, como su aspecto natural.

Este tipo de fotografías suelen funcionar muy bien como material de apoyo a la hora de presentar los productos, así como en redes sociales.

Texturas que nos trasmitan frescura y naturalidad, así como esa conexión con el mundo de los laboratorios.

El poder de saber sintetizar

En entornos tan masificados como puede ser Amazon, hay momentos en los que los usuarios necesitan poder captar de manera rápida las ventajas y beneficios de los productos para poder tomar una decisión de compra rápida, sin agotarse leyendo toda la descripción.

Para conseguirlo, cada día más marcas están apostando por fotomontajes tipo publicitarios en los que se resume en una frase la idea principal a transmitir y se saca al frente las 3 o 4 características principales del producto, acompañados por supuesto de una composición de imagen en la que se vea el modo de uso o disfrute y el producto en cuestión.